La obra del pintor e investigador Arno Stern goza de una gran calado en la comunidad pedagógica y es uno de los mayores referentes internacionales en lo que a expresión pictórica infantil se refiere. Es el responsable de la teoría de la Formulación, según la cual cada uno de nosotros tiene una “memoria orgánica” que se expresa a través del dibujo libre.

Al viajar por todo el mundo y observar como en todas las culturas los niños y los adultos dibujan formas parecidas, Stern comprobó que esta “memoria” es universal y propuso entender el dibujo infantil de una nueva manera, poniendo el foco en el significado de esos primeros garabatos y la necesidad de darles un espacio adecuado a los niños para que pinten sin la influencia y el juicio de la mente racional de los adultos, para que puedan expresarse de la forma más pura y auténtica.

Tras esta investigación, Arno Stern puso los cimientos de la Semiología de la expresión, que inspiró a su hijo André, escritor y músico, que le entrevista en este vídeo. Juntos, desarrollan el concepto que da vida a la educación positiva: “te quiero porque eres como eres”.

En la conversación, desarrollan la teoría de la Formulación, pero también mencionan un concepto muy importante: la confianza. Crear un clima en el que los niños se sientan confiados, permitirá que sean ellos mismos. En la educación en valores que promovemos en los Colegios CEU, es clave el respeto y la comprensión hacia los niños, para que se sientan alentados y acogidos en un contexto en el que el diálogo tranquilo es la norma.

La sinceridad, la tolerancia y flexibilidad, la espontaneidad, el respeto a los demás y a uno mismo, la responsabilidad, la comunicación bidireccional, el establecimiento de límites… son herramientas que deben estar presentes en la educación para que esta genere confianza. Así, nuestros niños y niñas conseguirán hacer frente a las dificultades con éxito, sin dudar de sí mismos.