El 15 de mayo se celebra el Día Internacional de la Familia, proclamado por la Naciones Unidas en 1993, con el objetivo de reivindicar el papel y los valores representativos del núcleo más importante de nuestra sociedad: la familia.

Aunque el Día de la Familia 2021 volverá a ser un tanto diferente debido a la pandemia global del coronavirus, sigue siendo una jornada fantástica para realizar actividades en familia, desde salir a pasear o a montar en bici hasta jugar en el parque o ir a un museo. Lo importante es pasar el día juntos y apreciar el valor y el significado de la familia.

Si pasáis la jornada en casa, desde el Colegio os proponemos algunas ideas divertidas para conmemorar este día en familia:

Hacer manualidades

Es una manera divertida de compartir tiempo en familia. Son muy enriquecedoras para que los niños y niñas desarrollen además diferentes habilidades como su creatividad, la psicomotricidad fina o la paciencia.

Una manualidad muy relacionada con este día es crear una especie de árbol genealógico de la familia, con ramitas, una maceta y fotos de los integrantes de la familia colgadas de las ramas. Otra posibilidad es dibujar el árbol sobre una cartulina y pegar las fotos. Con esta actividad, se estimulan la imaginación y creatividad de los más pequeños.

Arte en familia

Involucrar a toda la familia en un proyecto de arte grupal es muy divertido. Se puede hacer por ejemplo un mural que cuente la historia de la familia o un episodio de esta historia.

Otra idea es crear un corazón del Día de la Familia, que luego se puede enmarcar y tener un bonito recuerdo en casa.

Se dibuja el contorno de un corazón sobre una lámina blanca. Cada miembro de la familia moja el pulgar en pintura de dedos, de diferentes colores, y se van impregnando las huellas hasta llenar el interior del corazón.

Otra opción: Dibuja tú algo y deja que el peque continúe el dibujo según su imaginación. Cuando esté lista la obra, ¡colócala en algún lugar visible de la casa!

Álbum de foto familiar

Podemos crear en familia un álbum con los mejores recuerdos de cada miembro de la familia. Encargaremos a los niños que sean ellos quienes seleccionen las fotos, las impriman, coloquen en un cuaderno, ilustren sus páginas… A los pequeños, les encantan las fotos.

Adivina quién soy

Uno de los jugadores piensa en un personaje, y los demás jugadores deberán tratar de adivinar de quién se trata con preguntas que solamente puedan ser respondidas por sí o no. Por ejemplo: ¿soy deportista? ¿soy un personaje histórico?

Cocinar en familia

A los peques les divierte cocinar: jugar con masa, ensuciarse, espolvorear… Además, puede ser una buena oportunidad no sólo para divertirse sino también para que conozcan varios alimentos saludables elaborados por ellos mismos.

Cocinar en familia les aportará mayor capacidad para trabajar en equipo. Además, intentar mezclar productos y sabores fomenta su curiosidad.

Un estudio suizo realizado hace un par de años sostenía que los menores entre 6 y 10 años de edad que ayudan a sus padres a preparar sus propias comidas, comen 76% más ensaladas y un 27% más proteínas que los que no lo hacen.

Podéis buscar una receta en internet, o propuestas más divertidas:  Facilitarles a los niños diferentes alimentos y condimentos y ver qué se les ocurre hacer con ellos.

Crear vuestra propia guía de viajes

Pensar en las próximas vacaciones en familia. Seleccionar diferentes destinos posibles y crear una guía de viaje con las cosas que ver y las actividades que se pueden realizar en cada destino, incluyendo las preferencias de cada miembro de la familia.

La búsqueda del tesoro

Escondemos un tesoro en algún lugar de la casa, de tal manera que la búsqueda no sea demasiado sencilla, pero tampoco demasiado complicada. Creamos acertijos, un mapa y/o pistas que les ayuden a encontrarlo. Los niños pueden disfrazarse de piratas, de Indiana Jones…

Aprendiendo sobre los animales

Cada miembro de la familia hace una lista con dos animales, y el resto tiene que escribir en una cartulina 10 cosas que sepan de ellos. El juego se puede completar con la búsqueda de cada animal en Internet; los niños imprimirán, recortarán y pegarán la foto de cada animal en la cartulina.

Hacer una cápsula del tiempo

Hacer una cápsula del tiempo (una lata o caja donde colocar sus objetos y fotografías personales para que los encuentren generaciones futuras) es una manera divertida de hablarles a los peques sobre la noción del tiempo.

Inventar un cuento

¿Qué tal crear cuentos junto a los niños? Se puede comenzar diciendo «Érase una vez…» e ir inventando una historia por turnos. Se pueden crear personajes, disfrazarse de ellos, escenificar el cuento…

Juegos de mesa

“Los de toda la vida”. Los juegos de mesa les enseñan reglas y conceptos, pero además nos ofrecen un momento perfecto para conversar con ellos.

Hacer teatro

Podemos fabricar títeres de dedo y que los niños se inventen las historias, preparen la decoración, la música, etc. También se puede hacer teatro con sombras chinas, recortando primero las formas en una cartulina.